Buscar este blog

jueves, 29 de noviembre de 2018

Más “déjà-vu”





"Pepita Grilla" me habla 
 me "recuerda todo lo recordado", 
aún así estoy triste, 
algo se queda descolgado
 en este camino ya vivido, 
y repetido una vez más.

Sólo puedo estar triste,
encima no tengo manual,
sólo inmensas ganas de llorar,
¿Avance sin felicidad?
No soy consciente de lo perdido,
ni si lo he de encontrar.

¿Qué he ganado esta vez?
¿Qué se queda en el camino?
¿Que dejo atrás?
No lo sé, pero duele tanto,
sólo sé que estoy triste,
sólo quiero llorar...


HERMOSA MÚSICA





miércoles, 28 de noviembre de 2018

ASCENSO DE UNA LENGUA (LSE)

He vuelto a mis labores en la plástica...

Estoy llorando mientras edito y publico esto, representa mucho para mí, pues cierro un maravilloso ciclo en el aprendizaje de esta Lengua. (LENGUA DE SIGNOS ESPAÑOLA -LSE-).

(ABAJO DE TODA ESTA PARRAFADA EL VIDEO DE LA OBRA, si no queréis leer, pues ir directos a el).

Decidí darle forma antes de finalizar el curso de LENGUA DE SIGNOS ESPAÑOLA que comencé en abril de este año. Lo he terminado hoy.

Las manos las elaboré unos días antes de dar inicio a dicho curso, y no sabía qué hacer con ellas, hasta que visitamos el Museo Tiflológico de la ONCE en Madrid y vi una hermosa obra sobre Lengua de Signos apoyada.

No suelo dar interpretaciones de lo que hago. Me resulta pretencioso y anula la percepción de los otros. Cada quien percibe diferente y así debe ser... En fin, a esto y espero sea la única vez, le daré una interpretación. También decir que el 95% de los materiales son reciclados.


MATERIALES: Base de foam de un cartel que ya no tenía uso, forrado con lienzo (tela que sobró del tapiz de unas sillas). Corteza de árbol traída de los campos de Magaña-Soria. Asas plateadas formando eslabones de cadena, eran de un canasto de la ropa desechado ya. Las manos están hechas con papel reciclado (de cuadernos de notas personales que luego rompo. O sea que van allí mis secretos).

Los bordes metálicos dorados son de un cubre radiador que recogí de la basura. Los rayos metalizados que salen de los dedos esos si son de láminas de aluminio compradas. Pinturas al óleo, acrílicas y metalizadas. Y también andará por allí mi ADN porque me corte los dos pulgares, tuve que limpiar la sangre dos veces.

INTERPRETACIÓN: Representa el ascenso de la LSE basado en la historia de la misma. La corteza de árbol simboliza los inicios, simula una mano, es un brote natural pero fuerte, que termina germinando, desprendiéndose de grilletes y cadenas.

Si lo observas, verás que las manos son de alguien que está frente a ti, con lo cual su movimiento de ascenso va de derecha a izquierda. Proyectando la fuerza humana creativa y sensible de ese hemisferio.

Los rayos dorados y plateados que salen de los dedos, representan lo altamente positivo, e importante del progreso y asentamientos de esta lengua. Sólo el lado izquierdo del cuadro (derecho según lo ves) tiene esos bordes metalizados; la apertura viene del lado derecho iluminando al izquierdo pero quedando aún resistencias y barreras por vencer.

Por el lado personal si le doy una interpretación, yo soy aun esa corteza en bruto con mucho camino por recorrer...





martes, 27 de noviembre de 2018

El Mar


¿Cuántas veces me he ido?
¿Acaso existe un lugar?...
Y si así es ¿Dónde está?

No soy de donde estoy 
y no estoy donde siento ser...
Pero,  ¿Existe ese lugar?



Primero he de descubrirlo,
percibirlo dentro de mi,
luego sentir su geografía.

El mar me llama, me recuerda,
soy del mar, así lo sueño,
respiro aún en el sumergida...



En sueños cruzo continentes,
el cariñoso mar me lleva,
y yo respiro sus aguas...

Quiero irme, volar...
volver a volar sin miedos,
vivir junto al mar.


Por estos días es intenso,
tan nítido que duele,
duele no partir de nuevo.

Quiero vivir con el mar,
abrazando a mis amores,
acompañando sus corazones.


El mar me invita a volver,
y yo volveré a él, ¿Cuándo?
El tiempo ilusión es...

Alguna costa me abraza,
me ofrece un lugar,
el mar me ama y me llama...


Yo también amo al mar...

Unar Idycula
27/11/18

domingo, 25 de noviembre de 2018

Violencia, Víctimas, Victimarios, Defensores...

Un tema controvertido, polémico... ¿Pero, cuándo impusieron el programa planetario de la sumisión y las diferencias de género? ¿Quiénes formatearon a la humanidad para que así fuese? Si seguimos pensando que todo esto surge espontáneamente de la sociedad, y que es la sociedad solita que crea, recrea y sostiene esto... Me parece que se seguirá errando. Ahora parece que los gobernantes  de turno o de repente otros desde la exopolítica,  están a por todas para invertir el tema, porque ojalá fuese igualdad, yo sospecho que no.

No creo en batallas movidas desde los medios masivos de comunicación, no son naturales, no surgen de la consciencia verdadera de las personas. Digo lo que digo; que nadie me salte a la yugular interpretando otra cosa, digo que: No creo en batallas movidas desde los medios masivos de comunicación. Creo en el despertar de las conciencias y en el desarrollo de la fuerza interior de toda persona, sea hombre o mujer. Mujeres con fuerza verdadera, la suya, la interna, no pobres víctimas que haya que defender.

Toda la humanidad ha sido formateada y programada para ser y funcionar como lo ha hecho, digo que existen programas mentales específicos para cada geografía planetaria. Por eso aunque esto de la diferencia de género es un tema global; en algunos países es más notorio y horrible. Intentaré hablar de las programaciones, lo menciono bastante, y va siendo hora de que lo comente un poco más. Ahora que he decidido arrancar con las cadenas de verdades, lo haré poco a poco.

Y a propósito de fortalezas internas incluyo estos poemas, los que nacieron de mí cuando tuve que enfrentarme a las diferencias, y al manejo invasivo del género masculino.

ASÍ TE QUIERO


Te quiero como soy,
sin preguntas ni respuestas,
inmutable a tu influencia,
no me posees ni te poseo,
no me cambias ni te cambio,
 siendo siempre inalienables…

Si te quedas te quiero,
también si no te quedas,
porque me amo a mi misma
y respeto mi consciencia.

Así te quiero, como soy,
sin dejar de ser yo misma,
y no concibo otra manera
ni parecida ni ajena
en la que pueda quererte.

 -1994-
***************

EL AVE


El ave voló otra vez
dejó su prisión atrás,
se fue en busca de nada
porque todo lo tenía ya;
su nido no pudo contener
aquello por lo que nació.

Adiós pequeña morada,
adiós carcelero,
si hubieses entendido
que mi alma no tiene dueños
que nadie me corta las alas,
quizás volaríamos juntos,
dentro, fuera, en todos lados,
llenos del todo, llenándolo todo,
porque somos todo
y al mismo tiempo nada.

-1999-
**************

ADIOS


Me iré...
Dejaré tras de mí lo cotidiano.
la esterilidad de lo previsible.

Me espera lo incierto, lo desconocido,
prefiero la incertidumbre
al devenir sedentario de los días,
 a la seguridad que mata y carcome.

La seguridad soy yo misma
dondequiera que esté;
no le temo a nada
que no sea al miedo mismo,
nada me preocupa;
porque soy y sigo siendo…
aún buscando y en el desencuentro
 de la desconocida libertad.

-1999-
********************


VALOR


Tengo valor,
valor para asumir tu distancia,
 sin invasiones que me desalojen
de mi refugio secreto,
de mis ensueños, de mis desvelos.

Somos aves de diferentes moradas;
me cuesta  tu compañía ,
arriesgando mi espacio  interno,  
y mi sonoro  silencio.

Mejor de lejos y con respeto,
que nada estorbe mis desvelos,
ni esta mi armonía interna.

Me cuesta   tu cercanía ,
demasiado alto es el precio,
 y yo tengo mucho valor 
con mi espacio y mi silencio.

2001
****************************

EL PACTO


He pactado con mi vida...
Ella me dará lo requerido
a cambio de mi fe y mi constancia;
tengo poco que ofrecer,
pero sí un corazón lleno de esperanza.

No acepto pobreza ni derrota,
de todas mis caídas me levantaré;
emitiré a todos lo acontecido;
que siendo débil me hice fuerte
que siendo pobre me hice próspera,
sembrando siempre mi confianza,
cosechando frutos de perseverancia

He hecho un pacto con la alegría;
poniendo en mi horizonte día a día
la poca que me quedaba,
y mi alegría se hizo inmensa.

He hecho un pacto con la gente
mirando a sus corazones,
que no hay grande ni chico,
ni pobre ni rico, ni negro ni blanco,
sólo mirando a sus corazones.

He hecho un pacto con los muertos
sintiendo que siguen vivos.

He hecho un pacto con el dolor;
será un huésped pasajero
que nunca se quedará en mi vida.

He pactado con mi vida
y ella siempre me da más vida.

2001

Unar Idycula