Buscar este blog

martes, 24 de julio de 2018

MIRE AL HORIZONTE (Un paso adelante)


El sol secó los cristales de mi almohada,
la lluvia se llevó brillantes lágrimas,
me bañé de luz y de intensidad,
alce al horizonte mi cara mojada
para mirar aquel día radiante.

En el largo viaje de búsqueda y libertad
es duro el camino para notar 
que el sol está en nuestros cuerpos
y el amor corre en las venas…

Mis lágrimas regaron la tierra que había de pisar;
bebí de mi vaso la tranquilidad,
y de este barro fluyó lo que estaba dormido,
se esfumaron restos de mi telaraña.

Qué ironía, tan cerca mi esperanza;
y yo corriendo tras muchos fantasmas.

Unar Idycula  -1993-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu comentario será bien recibido, gracias.